Carlos Salom y la desafiliación de Deportes Concepción: «Hubo una persona que siempre se manejaba muy mal»

En mano a mano con La Pelota es Mía, Salom recordó como se gestó su llegada al elenco lila donde anotó 22 goles en 45 encuentros, como vivió la interna de los años previos a la desafiliación y el vínculo que se mantiene a la fecha.

“En el 2012 en All Boys tenía chance de renovar el contrato pero justo Germán Corengia, al que yo lo conozco de varios años acá en el ascenso en Argentina, estaba dirigiendo a Deportes Concepción. Tuvimos una charla, conocí a todo el cuerpo técnico de ellos, y bueno me hablaron del proyecto, del equipo que tenían, de las aspiraciones, me intereso mucho la idea y yo decidí irme porque era una liga interesante para mi, y bueno la posibilidad que me daban de jugar. Hasta el día de hoy agradezco a Germán”.

De esta forma, el delantero argentino de 33 años Carlos Salom recuerda como se gestó su llegada a Deportes Concepción, equipo que lo catapultó a nivel nacional y donde en dos años anotó más de veinte goles. Sobre su paso por el club dice, en entrevista con La Pelota es Mía que «la confianza, la unidad que había en ese equipo, hacíamos las cosas bien. Tuvimos una mala fortuna cuando se lesionaron, pero los chicos eran compañeros que te hacían sentir seguros dentro de la cancha”.

Sobre la temporada en que pudieron lograr el ascenso, en 2012 recordó que «teníamos un terrible equipo, la confianza, la unidad que había en ese equipo, hacíamos las cosas bien, nos salió todo perfecto. Tuvimos una mala fortuna que se lesionó, el arquero, defensor y delantero (…) el partido más difícil siempre fue contra Ñublense, los teníamos al lado y siempre nos querían ganar”.

-¿Cuál fue tu mejor gol en los más de dos años que estuviste en Deportes Concepción?

-Creo que fueron dos, el primero fue el día que debute contra Lota, que fue un poco un puntapié inicial de lo que iba a ser mi en mi carrera futbolística. Después fue el volver de la lesión, el gol contra Naval en cancha de Huachipato, y obviamente el gol que le hice a Universidad de Chile por la Copa Chile.

-¿Que jugador juvenil de esa época te llamó la atención?

-Juan Leiva era un jugador que se notaba que era distinto, Matt Lagos también.

LA DESAFILIACIÓN

Pese a que no estaba en el plantel 2016, Carlos Salom vivió de manera muy especial el periodo de desafiliación. Junto con vivir la etapa de auge y caída de la concesionaria Fuerza, Garra y Corazón, su futuro deportivo estuvo comprometido en algún momento, considerando que parte de sus derechos federativos eran propiedad de algunos dirigentes de la época; puntualmente si se materializaba la compra del pase del «Turco» a Unión Española, Pablo Tallarico recibiría el 30% del pase.

«Me sentí muy triste por la situación que vivió el club. Cuando yo estaba ahí estábamos algo parecido con esa situación económica y el club siempre hacía las cosas bien pero tenía malos aconsejadores. Creo que había una persona que siempre se manejaba mal», dijo.

Además confidenció que «siempre trate de ayudar  a los hinchas con vídeo, con fuerza y ánimo para que se mantenga al equipo. Gracias a la hinchada del ‘Conce’, a los jugadores que hicieron un gran esfuerzo a no bajar los brazos y estar de vuelta donde se merecen».

-¿Cómo se vivió esto en la interna del club durante los años que tu estuviste?

-Cuando uno maneja un equipo cree que es poderoso. Tiene que tratar las cosa bien para que al equipo le vaya bien. Deportes Concepción no bajo por descenso, bajo por los problemas de  economía. Casi todas las semanas antes de los partidos nos decían que iban a pagar en la semana, llegaba el viernes antes de los partidos y nos decían que no nos iban a pagar este mes. Nosotros poníamos todas las ganas, salir a la cancha sin saber cuándo nos iban a pagar. Eso jugaba mentalmente en nosotros.

“Todos lo partidos queríamos salir a ganar. Estar tranquilos, unidos todos juntos, de pensar de una misma manera, que si hacíamos una cosa teníamos que seguirlo todos. Los dirigentes nos hacían problemas por temas económicos, nosotros éramos fuertes, tratábamos de hacer mejor las cosas”, agregó.

MENSAJE A LOS HINCHAS

Salom, manteniendo el cariño por la camiseta lila también envió un mensaje a los hinchas: “Todavía soy joven, hace poco fui a Chile para adquirir la nacionalidad chilena, así que si vuelvo no tendré ese problema. Me quedé muy fanatizado con Deportes Concepción y la gente del club, todo es cuestión de hablarlo. Mi ilusión de volver a jugar en Chile está abierta, de escuchar las propuestas, pero mi prioridad es el ‘Conce».

 -¿Que tan cerca o lejos ha estado tu posibilidad de volver a vestirte de lila? 

-Uno siempre sueña volver a los equipos donde más se sintieron muy cómodos. La gente del «Conce» tanto los hinchas como los que trabaja internamente siempre se portaron muy bien conmigo, me tiraron buenos ánimos. Cuando el «Conce» volvió a Segunda División le pedí a mi representante que tire mi nombre pero no se dio, una lastima que no se haya dado. desde que se formó el Club Social no se han contactado conmigo.

Fotografía: Diego Ojeda/La Pelota es Mía

Comparte en tus redes

4 pensamientos sobre “Carlos Salom y la desafiliación de Deportes Concepción: «Hubo una persona que siempre se manejaba muy mal»

  1. Vuelve al conce
    Puede ser que ahora te devuelven la plata de la operacion , cuando te dejaron tirado en una clinica en santiago .
    Recuerdo cuando llegaste a Union Espeñola y comentaste lo mal que lo pasaste en concepcion que te dejaron avandonado pagando la operacion y que el club desaparecio .
    3sa historia no la conocen en Lpem .

  2. grande carlitos..la pasion la llevas ya en tu corazon..siempre te recodamos por darno tanta alegria…no los metan en mismo saco de esos direguientes ..sirvenguenza…un abrazo..ojala te vista de lila…

  3. Salon
    Aún recordamos tu pasar por unión española
    Grandes tardes con la roja , muchos goles en Santa Laura
    Cuando te recogieron en la clínica
    Abandonado por los sinvergüenzas del sur
    Los ladrones del fútbol .
    Gracias Carlos , furia roja

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *