¿Y? Caso lila fue archivado y el león seguirá rugiendo en la B

Felipe Lazcano 29 diciembre, 2015 0
¿Y? Caso lila fue archivado y el león seguirá rugiendo en la B

A pesar que se ratificaron los incumplimientos del elenco lila, el Tribunal de Disciplina de la Anfp acogió la defensa presentada por Deportes Concepción, la que hizo referencia a una interpretación del artículo 33º del Reglamento de la Unidad de Control Financiero. 

E Tribunal de Disciplina de la Anfp dio a conocer que no sancionarán a Deportes Concepción, tras la denuncia por parte de la Unidad de Control Financiero, quienes acusaban al elenco lila de haber pagado con retraso las cotizaciones previsionales del mes de agosto de 2015, no haber acreditado en tiempo y forma el pago oportuno de las remuneraciones y cotizaciones previsionales del mes de septiembre de 2015; y, por último, el pago fuera de plazo (20-11-2015) de las obligaciones previsionales correspondientes al mes de octubre de 2015.

Lo anterior, basado en el reglamento de la Unidad de Control Financiero, el cual indica en su artículo 33° que “el o los clubes que incumplieren la obligación de presentación de planillas de pago de sueldo y cotizaciones previsionales y de salud… hubieren sido sancionados de acuerdo a este artículo, por infracción cometida durante tres meses seguidos o cinco meses dentro del período comprendido entre los días 1 de julio y al 30 de junio del año correspondiente a la temporada respectiva, con el descenso al término de la temporada a la categoría inmediatamente inferior”.

En ese sentido, el panorama no era alentador para los penquistas y ya se hablaba de un posible descenso a la Segunda División Profesional -tal como le sucedió a Naval el año pasado-, o de una resta de puntos por cada mes que no se cumplió con los puntos exigidos en el reglamento. Sin embargo, la defensa lila fue más allá y sostuvo que el citado artículo establece que deben existir tres requisitos copulativos: i) la no presentación de planillas de pago de remuneraciones, ii) no presentación de planillas de pago de cotizaciones previsionales, y iii) no presentación de planillas de pago de salud.

Y, a pesar de haber admitido las conductas imputadas hasta la fecha de la denuncia, basaron su defensa en la interpretación de la regla que, finalmente, los terminó salvando. Y es que detallaron que “los tres diferentes requisitos se desprenden de la redacción utilizada en la norma; esto es la conjunción gramatical copulativa “y” que, según la Real Academia Española se define como “coordinante que forma conjuntos cuyos elementos se suman”.

Ante esto, la conclusión por parte de la defensa del club morado y que fue acogida por el Tribunal, fue que no existe una misma infracción cometida durante tres meses seguidos, sino por el contrario, hay distintas conductas infraccionales cometidas durante tres meses consecutivos, lo que impediría la aplicación del reglamento establecido y, así, el futuro descenso a la Segunda División Profesional. En otras palabras, una letra los mantuvo en la B.

Fotografía Archivo AGENCIA UNO.

 

Deja tu comentario »